La madrina de la boda

Share on facebook
Share on twitter

El post de hoy va dedicado a la madrina de la boda, la madre del novio, aquella persona más importante en la celebración del enlace después de, por supuesto, los novios.

La figura de la madrina de la boda es muy especial, no solo por tradición, sino por lo que significa.

Mágica y perfecta antes y después de la ceremonia.

La madrina cuenta algunas funciones fundamentales reservadas para ella y su relación con los novios, entre las que destaca la más bonita, acompañar a su hijo al altar donde este estará esperando al amor de su vida.

Antes de daros algunos trucos para que la madrina vaya perfecta el día de la boda, queremos hablaros sobre la figura que tiene durante los preparativos, y es que es, además de acompañar al novio al altar, es la encargada de asesorarle a la hora de escoger el traje que lucirá el día del evento.

También, tras finalizar el enlace, la madrina será la encargada de acompañar al padrino a la salida de la iglesia, ya que los novios saldrán juntos a saludar a todos sus seres queridos.

Por último, la madrina de la boda, quién habrá ayudado con los preparativos de la boda, tiene el papel de anfitriona durante el convite, estando pendiente de que todo salga perfecto en un día tan especial, aunque sin dejar de disfrutar cada minuto.

Ahora sí, ha llegado el momento de daros algunos consejos para ser la invitada perfecta.

Lo primero que debes decidir es el largo de tu vestido. Por protocolo, independientemente de la hora a la que se celebre la boda, la madrina puede ir de largo, pero cada vez es más común ver a madrinas de bodas de mañana llevando vestidos a la rodilla. Son una opción preciosa y muy acertada, por lo que, si la boda es de mañana y lo prefieres, no lo dudes.

También debes tener claro si llevarás tocado o la clásica mantilla tan típica en España; será a partir de entonces cuando puedas elegir el vestido. Es una decisión muy personal que debe ir en sintonía con tu estilo.

Otra duda muy típica ante la elección del vestido de la madrina es el color. Los colores más populares para ella son el rojo -por tradición es la única persona de la boda quien puede lucirlo– y también los colores pastel. Los colores claros quedan fenomenal en contraste con los colores oscuros que suele vestir el novio. Debes ser precavida a la hora de elegir el color, nunca se ha de restar protagonismo a la novia por lo que también es importante que elijas tejidos lisos, sin estampados.

Y por último y no menos importante, los guantes. Este complemento es el toque de elegancia y distinción perfecto para la madrina. Recuerda que solo se lleva puesto el guante de la mano izquierda, con la que se sujeta el bolso.

Con estos pequeños tips podrás elegir el look de madrina perfecto para el día más importante en la vida de tu hijo.

¡Estrenamos tienda online!

Ya puedes ver nuestro catálogo y hacer pedidos online.
¡Entra a la web y descúbrelo!
Days
Hours
Minutes
Seconds

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas con la navegación, consideraremos que aceptas este uso.​